martes, 3 de enero de 2017

Chico de la noche.

Caminas por las calles de la noche
Donde sólo los miedos están despiertos
Tus pequeñas manos buscan entre las sombras
Algo que Dios haya dejado para comer...

El frío de las calles se hunde en tus huesos
Y cada paso que das va acortando las horas
Tus ojos de niño solo esperan ver la madrugada
Y así abrigarte en el abrazo amigo del sol...

Mil veces te preguntaste por que Dios olvidó tu nombre
Por qué te condenó a buscar en las sombras de la noche
Lo que no puedes encontrar en las manos del amor
Sólo lo que encuentras mas allá de las barreras del dolor...

Así vas caminando por las calles de este mundo
Donde nada ni nadie te está esperando
Sólo el dolor que se esconde en los ojos de los desamparados
Y el vacío ardiente de las voces de los pobres y de los marginados...




Chico de la noche.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Casi un amor.

Eran tan pequeñas sus almas desnudas
Eran tan inocentes y sus manos tan puras
Corrían juntos entre los secretos del sol
Dibujaban con sus dedos un mundo y un corazón...

Eran tan largas las tardes junto al mar
Donde mil veces se prometieron siempre volver
Eran tan dulces sus ojos cuando los dos hablaban de amor
Donde los silencios de un beso se confunden con la voz...

Fueron juntos a la iglesia para poder hablar con Dios
Para preguntarle en que parte del mundo se esconde al amor
Porque el verano pasaba, y cada día era mas frío el sol
Dios los convirtió en arena para evitarles más dolor...

Los veranos volvieron, sus rostros eran viejos bajo el sol
Pero se besaron como niños, como antes del dolor
Volvieron a caminar las costas y a hablar con Dios
Y se perdieron en el atardecer, los dos, solos con su amor...




Casi un amor.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Peregrino.

A través de la Vía Láctea, cruzando estrellas
Las caravanas prosiguen el camino infinito
La esperanza viene en las alas de un fénix galáctico
Entre las fronteras de la magia y de la inmortalidad...

Los universos se expanden, se confunden
Las caravanas continúan en viaje imperturbable
Los sueños cruzan los horizontes, buscando el sol
La libertad se esconde dentro de cada corazón...

Los guerreros del arcoiris se han volcado a la paz
Y se encuentran dormidos en el filo de la eternidad
El tiempo es eterno, convertido en un instante
Y las caravanas van por él, en viaje inalterable...




Peregrino.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Canción italiana.

Porque a veces las cosas no fueron fáciles
Porque tuviste que olvidarte de lo que tanto amabas
Porque tal vez el infinito jamás vuelva a ser tu hogar
Porque quizás el destino no exista donde tú estás...

Porque los segundos a veces se hicieron eternos
Porque algunas veces hicimos dormir al amor
Tú, no volverás a las orillas del mar Egeo
Tú, que ya no volverás a ningún mar...

Las cosas del pasado ya casi todas se han ido
He vuelto a navegar por los océanos donde navegamos
No te he buscado porque se que jamás volverás a creer
Pero he soñado con tu alma anoche...
Y he despertado con la esperanza de que tal vez...
En la brisa del mar...tú, podrías volver...




Canción italiana.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Canción del sol.

Ángel...
Si no puedes ver el mundo por el cual vuelas
Te diré que es cómo el lugar que sólo ves en los sueños
Que es el lugar donde sólo puedes sentir...

Toma mi mano que te llevaré hacia la parte secreta de tu corazón
Donde el mar se confunde con el cielo, y la tierra con el sol
Toma mi mano que cruzaremos los últimos horizontes, la eternidad
Buscando los pescadores de estrellas en el mar de la humedad...

Si no puedes creer que tal vez esta sea la vida
Si no puedes ver los soles lejanos que hoy brillan
Te contaré de los sueños de un pequeño Principito
Y de los viajes de tu pueblo, buscando el infinito...

Cierra los ojos y deja que la eternidad te toque
Dame tus manos y enciérrame en la oscura noche
Cierra los ojos y camina por los caminos del hoy y del ayer
Que en vuelo furtivo te tatuaré como una estrella
Para siempre en tu piel...




Canción del sol.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Campos elisios.

Caminarás tranquilamente por estos campos
Así tus ojos lloran cuando vean el crepúsculo
Y mientras tu sombra de espectro se desliza
Por esta piel lastimada por los años
Ahí es donde siempre te amaré...

Te sentarás sobre las piedras del camino
Y esperarás mi regreso un tibio atardecer
Cuando me veas cruzar los campos celestes
Así te vas caminando conmigo
Sin darte vuelta para ver el ayer...

Y como un vagabundo yo te buscaré
Y con mi amor tu vida volverá a estar en calma
Y con un suave beso que se va, luego volverá
Porque no dejaré que la soledad de estos campos
Te perturben el alma...




Campos elisios.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Caminos separados.

Si ambos decidimos seguir por caminos separados
Donde no pudiéramos encontrar soledad
Tú preferiste las horas eternas del sur
Yo me quedé esperando al infinito junto al mar...

Si ambos decidimos que estar lejos sería lo mejor
En un lugar donde no existiera la eternidad
Tú encontraste el camino al arcoiris
Yo preferí quedarme donde había paz...

Los planetas que ambos miramos no son los mismos
Porque estamos tan lejos de la Vía Láctea
Tú preferiste ir por los caminos que no conocías
Yo elegí quedarme en la parte oscura de esta vida...

Entonces el viento me contó que te perdió de vista
Y yo no pude encontrarte ni en el recuerdo o las heridas
Así nos fuimos sobre el viento, lejos de todo, menos del llanto
Y elegimos rumbos diferentes, sobre caminos separados...




Caminos separados.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Cada vez que te miro.

Cada vez que te miro
Me duermo pensando en ti
Lloran mis ojos en esta tarde de Abril
Te busco en recuerdos, en el silencio de tu voz
Pero no te encuentro...

Cada vez que te miro
Me pregunto como estás
Si acaso encontraste lo que tanto buscabas
Yo aún no me acostumbro a la soledad
Y a esta vida sin tu vida
Que a veces quiere terminar...

Cada vez que te miro
Recuerdo cada latido de tu corazón
Recuerdo esas noches sin tiempo
Donde de la mano esperamos al sol...

Cada vez que te miro
Te pregunto a escondidas por tu ángel
Aquí todavía están sus juguetes
Llenos de tierra y de ayer...

Cada vez que me siento a ver llover
Cada vez que te extraño
Grito tu nombre hasta quedarme sin voz
Sangran mis ojos de tanto llorar
Y le pregunto a las sombras como estás...

Y por más que busque enterrarte en el olvido
Te pregunto como estás
Y por que creíste en el destino
Cada vez que beso tu fotografía
Cada vez que te miro...




Cada vez que te miro.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Buscándote en el límite de lo eterno.

Llora el cielo sobre tu piel marchita
Y estoy lejos del mundo
Pero nada es eterno en la tierra
Yo juro volver con el sol
Con la luz de la mañana...

Llora el cielo sobre tus ojos tristes
Pero ya no puedo verte
Te extraño hasta desesperarme
Y te escribo una carta en el viento
Que se que llegara en Abril...

Y llora el cielo sobre tus manos
Y no recuerdo cómo eras
El olvido venció este amor infinito
Y te busco en las pequeñas cosas
Porque ya estoy ciego de tanto llorar...

Llora el cielo su tristeza por nosotros
Y sé que estás cansada de soñar
Te hablo desde el viento
Para protegerte con el sueño
Pero igual nos pesa la sombra de esta cruz
Y te busco incansable en la cintura cósmica del sur...




Buscándote en el límite de lo eterno.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Buscando amor.

Los mares que tantas veces navegué sobre tu piel
Las lágrimas que secaste de mis ojos cansados
Lo que busqué en ti no fueron los minutos perdidos del amor
Sólo la esencia de tu alma, la forma invulnerable al dolor...

Los besos que te recorrieron desde el norte hasta el sur
Tus ojos antiguos que llenaron mi vida de paz y de luz
Lo que busqué en ti no fueron las almas perdidas de Dios
Solo la alegría de los días nuevos, la forma de ver al sol...

Las caricias que sobre tu cuerpo de viento olvidé
Las mañanas de rocío que solías dejar en mi piel
Lo que busqué en ti no fueron las noches ni las horas perdidas
Sino el lugar que construyó tu amor, para que caigan los días...

Las palabras que le entregué a tus silencios compañeros
Los silencios que aceptaste de las tardes de invierno
Lo que busqué en ti no fueron ni el frío ni el perfume del mar
Sino el mapa de tu corazón y que me conducía a la eternidad...

Los momentos que le di a tu alma para que no conociera a la soledad
La compañía de las noches de frío, tu rostro de ángel al amar
Lo que busqué en ti, no fueron las voces ni el camino del sol
Sino los cielos que miras, la belleza íntima de tu amor...




Buscando amor.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002