sábado, 10 de diciembre de 2016

Recuerdas?

Fue el atardecer más lento de nuestras vidas... recuerdas?
El sol no quiso esconderse, sólo para que pudiera contemplar tu rostro, quizás porque sabía que estaban cerca las horas del adiós...

Tus manos estaban frías y cansadas de aferrarse a la esperanza, las mías recorrieron tus mejillas para borrarte las lágrimas, para limpiarte los malos recuerdos...para hacerte sentir que no era necesario más dolor... recuerdas?

Las lágrimas volvieron en algún momento, pero era demasiado tarde, de nada sirvieron, porque el tiempo no pudo esperarnos, porque el cielo cerró sus puertas sobre nosotros... recuerdas?



Recuerdas?
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Quién soy yo.

Los momentos que juntos vivimos y que ya no recuerdo
Las palabras que dijimos y que son parte del silencio
Los besos que no pude dejar en tus labios sino en el viento
La última parte del amor que te di, hasta olvidar quien era yo...

Las nubes que juntos caminamos buscando el cielo
Las ilusiones que inventamos de un pequeño sueño
La identidad que perdí después de los años del dolor
Donde te pregunto que pasó con tu amor, con el eco de tu voz...

Los arcoiris que los dos de la mano buscamos
Los planetas y los mares que juntos conquistamos
Las promesas que no pude cumplir...el miedo al adiós
Las preguntas incontestables acerca de quien soy yo...

Los días de sol que ambos supimos darnos
Las palabras del alma con las que supimos encontrarnos
Y el vacío de tu ausencia que solo supo dejarme dolor
Y la incertidumbre de dónde y quién soy yo...



Quién soy yo.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Quédate conmigo.

A qué mundos huiste cuando conociste la soledad
A qué hora Dios te dio la ternura que yo no te di
Por qué cuando las horas se perdieron con los días
Tú no regresaste para decirme que estuvo mal...

Con qué estrellas volaste buscando la inmensidad
En qué mares remotos te atreviste a navegar
Por qué cuando Dios regresó para cambiar el destino
Tú decidiste partir y no quedarte conmigo...

En qué palabras te volviste una canción
Y si estás durmiendo, en qué lugar del corazón
Por qué cuando los países detuvieron las guerras
Tú quisiste morir en el cielo y no en la tierra...

Recuerda, al menos una de las promesas que hicimos
Recuerda, con la misma piel con la que me amaste
Recuerda...

Y ahora que estás en alguna parte de esta canción
Ahora que sueño con tu piel, entre despierto y dormido
Abrázate fuerte a mi, y quédate conmigo...



Quédate conmigo.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Porque esto es amor.

Porque el cielo hoy tiene más de un arcoiris
Porque he visto la sonrisa que tiene el sol
Tú estás para decirme que todo es posible
Porque aquí estás tú, porque esto es amor...



Porque esto es amor.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Tú y yo.

Tantas palabras que olvidamos decirnos
Tantas tardes en las que olvidamos vernos
Y tú, que decidiste irte sin dejar una excusa
Y yo, que nada hice para detenerte...

Tantos planetas que olvidamos recorrer
Tantas estrellas fugaces que olvidamos encerrar
Y yo, que preferí esconderme de la soledad
Y tú, que no dijiste si tenias pensado regresar...

Tantas lunas pasaron sin tu compañía
Tantas lágrimas que deje caer por ti
Y tú, que preferiste ser luz y así poder olvidarme
Y yo, que por idiota nunca dejé de amarte...



Tú y yo.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Piedra y orquídeas.

Quedaste dormida en el campo estelar
Orquídeas salvajes acariciaban tus manos
Un hada pasó y besó tus mejillas marchitas
Y de tus ojos cayeron lágrimas como en un acto final...

Tu silueta fantasmal se fue llorando por el limbo
Aunque a veces me pareció, apenas verte sonreír
Lo sé porque escapaste de esta vida y de su misterio
Y orquídeas acariciaban tus manos montadas en el viento...

Quedaste dormida, murmuraste algo que no pude entender
Tal vez porque la gente tenia razón, te llevó la locura
Porque decías que alguien vendría a buscarte
Aunque sabías que estabas sola en este mundo...

Y quedaste dormida sin poder entender el milagro
Que el universo es el fuego en el cual ardemos
No entendiste por que grabé tu nombre en la pared
Para que cuando fuéramos ancianos
Vivir bajo este amor eternamente fiel...



Piedra y orquídeas.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Como un relámpago.

Mil cadenas rotas por el brazo de los ciegos
Mil almas condenadas por los servidores de Dios
Tantas vidas arrancadas por el injusto destino
Y detrás de las puertas del mal
Su sombra haciéndose un relámpago en la oscuridad...



Como un relámpago.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Pequeño ángel.

Sobre este mundo que se nos está muriendo
Yo amo al ángel porque juega con la luz del universo
En el oscuro vértigo de esta vida enferma
Yo amo y río sólo porque el ángel ríe...

Sueña perdida en los bosques de Vienna
Con sus duendes, enanos y hadas mágicas
Y sonríe porque este mundo aún no la devora
Porque su inocencia aún esta intacta...

Junto a los mares de aceite y la humanidad en decadencia
El ángel vuela tranquila porque cree que siempre fue así
Yo no quiero turbar sus ganas contándole tragedias
No quiero ahogar sus grandes sueños de poder ser feliz...

Sobre este universo infinito y distante
El ángel duerme para no despertarse y ver el cielo morir
Porque aún no quiero contarle sobre este mundo devastado
Porque no quiero quitarle las ganas de ser feliz...



Pequeño ángel.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002

Para ver un poco de luz.

Recordando aquellos tristes momentos
De sentir cómo la vida se iba de tus manos
De llevar cartas de amor donde duermen los ángeles
Para poder ver un poco de luz...

Recordando tantas lágrimas en los ojos
Cada vez que buscabas su estrella en el anochecer
Buscando su señal en la constelación de Acuario
O en sus sábanas, su rostro de mujer...

Y en aquellos días de tristes recuerdos
Donde la soledad se transformó en miedo
Amaste su vida inconclusa, a medio terminar
Cuando buscabas verla entre las luces de la ciudad...



Para poder ver un poco de luz.
El principio universal de todas las cosas.

Todos los derechos reservados.

©2002